"El camino a la Paz no se construye con la ausencia de conflictos, sino con las personas que saben enfrentarlos con armonìa, conociendo sus derechos y respetando los ajenos"
Adriana Helena

sábado, 28 de septiembre de 2013

INVITACION

Link de imagen: http://teresarojo2010.blogia.com/2010/083101-tu-marcha-me-habla-..php

Vení a construir la paz!!!

_Para los que piensan que la educación “por la paz” es posible.
_Para los que están en contra de dominaciones absurdas.
_Para los que viven en contra de la discriminación y diferentes formas de violencia.
_Para los que deseen combatir los estereotipos impuestos en nuestra sociedad
_Para los que quieren  ser más solidarios.
_Para los que sientan la necesidad de  ser  más comprensivos.
_Para los que crean en el trabajo cooperativo.
_Para todos los que quieran rescatar valores de respeto basados en los derechos propios y ajenos.


Este blog nació para todos los que piensan de este modo y deseen ahondar en el tema
” LITERATURA HACIA LA PAZ”, o literatura basada en valores.
En las páginas del mismo  logrará encontrar las siguiente información:
-Fundamentos
-Consejitos para padres y maestros.
-Preámbulo para el nivel inicial
-Literatura recomendada para diferentes edades tanto en soporte papel como digital.
-Cuentos pensados la autora del blog con alguna sugerencia áulica (Para niños entre 5 y 7 años)  entre ellos:
           
              " Soplidito conoce los niños"
                 Valor: la diversidad
               "Luli y la mariposa"
                  Valor: respeto a los animales
               "Josefina quiere ser linda"
                  Valor: Aceptación a uno mismo    
                "Pedro busca compañera"
                  Valor: Aceptacion de los diferentes
                "Cosas de Angelitos"
                    Valor: Derechos de los niños            
                                  
Sólo les queda seleccionar lo que deseen leer haciendo doble clic en la página correspondiente para comenzar su recorrido.


CARTA AL PEQUEÑO O GRAN LECTOR:
                                                                        Si ud. está buscando un cuento especial, de esos que engordan el alma, de los que hacen crecer su persona y al final le dibujan una sonrisa en su rostro……¡ESTE ES SU SITIO!

                                                                                          Adriana Helena

                                                     

RESPETO A LA DIVERSIDAD

PLUMITA, EL INDIECITO

Valentía, respeto a la diversidad
El hombre con sus máquinas taladoras abrieron  un interminable sendero….Este era el camino que desvelaba a Plumita el indiecito.
 -¿Qué habría del otro lado del mismo? ¿Qué era eso de la civilización y de la escuela?-Se preguntaba.


El deseo de averiguarlo hizo que en una noche juntara los tesoros personales que creyó que necesitaba para su viaje y partiera  montado sobre Rayo (su caballo) para conocer lo que tanto le intrigaba.                                               
Cabalgó sin ningún temor en plena oscuridad  y los primeros rayos del sol lo condujeron al frente mismo de la escuela, amarró su caballo al árbol más cercano y esperó silencioso  la llegada de la maestra y los chicos.
Cuando Ana, la señorita, lo conoció invitó a esta  visita a pasar al grado y  le preguntó su nombre y de donde venía, Plumita contó que venía de la selva, que había cabalgado toda la noche para llegar hasta allí y que a su nombre lo había elegido su padre.
El indiecito se acomodó en el último banco porque tenía  miedo de equivocarse ya que era la primera vez que iba a la escuela y esto le daba un poco de temor.

Ese día el grado tenía una prueba, entonces la maestra dijo:
-Saquen una hoja y los útiles  para escribir.
Todos los niños sacaron sus hojas rayadas y lápices, pero cuando Martín (el alumno que se sentaba delante del indiecito) miró hacia atrás observó que Plumita había sacado una hoja….
      
¡PERO DE PALMERA!
También había sacado algo para escribir……
¡ ERA MEDIO CARBÓN!
Silencioso se arrimó a la seño y le contó lo ocurrido….Ana entonces le llevó hojas y lápices  a Plumita para que los utilizara.
Más tarde Ana dijo:-Chicos es hora de pintar.
Todo el grado estaba haciendo hermosos dibujos con colores y témperas…Pero cuando Martín miró al  nuevo alumno casi se desmaya….
                       
¡SE HABÍA PINTADO TODA LA LA CARA!
Se levantó muy despacio para  contarle a Ana lo sucedido, pero ella ya se había dado cuenta así  que lo tranquilizó diciéndole:-No te preocupes ni te rías, a veces hacen eso los indiecitos.
                                      
A la hora de la merienda la maestra invitó a los alumnos a hacer una merienda compartida,
había galletas, alfajores, turrones, sándwiches, gaseosas y…DOS CHOCLOS…
¿SABÉS QUIÉN LOS HABÍA TRAÍDO?
Nuestro amigo el indiecito
Ese fue el momento en que Ana aprovechó para este nuevo compañero hablara de sus diferentes costumbres y todos pudieran conocerlo mejor.
Desde entonces muchos  días el indiecito ha concurrido al colegio, ahora lo hace con guardapolvo blanco y hasta come alfajores,
Algunas veces Plumita aprende y otras… ¡ENSEÑA!
Desde el árbol siempre lo espera  Rayo entre las bicicletas     

                                                                Adriana Helena



REVALORICEMOS LAS CULTURAS ORIGINARIAS PORQUE:
Son  hombres y mujeres de palabra.
Saben escuchar.
Enseñan cosas fundamentales.
Se ayudan entre ellos.
No olvidan mirar al cielo.
Juegan con cosas simples.
Matan animales sólo para comer.
Respetan a sus mayores.
Son fieles a sus creencias.
Recuerdan sus historias.
Cuidan su tierra.
La tierra es comunitaria.
Y hasta crean leyendas que casi no conocemos.



Autor:Adriana Helena Rolando de Cattaneo
País:Argentina
E-Mail:Adrirola_56@yahoo.com.ar