"El camino a la Paz no se construye con la ausencia de conflictos, sino con las personas que saben enfrentarlos con armonìa, conociendo sus derechos y respetando los ajenos"
Adriana Helena

LULI Y LA MARIPOSA

LULI Y LA MARIPOSA
Por la sinceridad y el respeto a la naturaleza



Luli tiene cinco años, es una niña que le gusta hacer muchísimas cosa, le encanta bailar, nadar, cantar, escuchar cuentos, pero por sobre todo es una gran  investigadora de  la naturaleza.

Un domingo de este verano llegó a  casa de sus abuelos acompañada de su mamá y en el patio encontraron una hermosa mariposa durmiendo con sus relucientes colores en una rama del ceibo.

Su madre  que siempre está atenta a los deseos de Luli, pensó que su hija sería más feliz si ella le atrapaba la mariposa para llevarla a su casa.
Se acercó despacio, tomó sus alas unidas que en el descanso parecían un perfecto abanico y simplemente la guardó dentro de un frasco de plástico.

 Después le pidió a su hija que le trajera una bolsa de nylon que le hizo pequeños  agujeritos   y la unió  al frasco para que esta pequeña criatura pudiera respirar y volar en su  diminuta vivienda.
A la noche se llevaron a su casa este peculiar tesoro dentro de una mochila.

En realidad este hecho permaneció en secreto entre ellas… De esto no se enteró ni la abuela ni el abuelo.

El lunes siguiente Luli volvió a casa de sus abuelos porque su mamá tenía que trabajar.
Su abuela estaba haciendo un recorrido hogareño en busca de la ropa para lavar y cuando abrió el lavarropa escuchó un extraño, alado e insistente ruido que venía de de la mesada del lado
Allí estaba la mariposa que con sus alas golpeaba la bolsa de plástico en pedido de 
                              ¡¡¡AUXILIO!!!!

Enseguida llamó a Luli y le preguntó:
-¿Qué  tienes  que ver con este experimento?
Como ella es sincera confesó que ayudó a traer la bolsa para llevar la mariposa a su casa.
La abuela la invitó a mirar la mariposa y le preguntó:
-¿Crees que es feliz o debes liberarla?
Ella miró pensativa y buscó a su tío Marco parta dejarla en libertad… Juntos salieron al patio.
                  ¿SABÉS DÓNDE LA DEJARON?
                  En el ceibo, donde  la habían encontrado.

Más tarde salimos a ver si todavía estaba allí, pero ya había volado.
                                                          
                                                                                 Adriana Rolando
                                                                                                                


ACTIVIDADES ÁULICAS SUGERIDA


Registraremos las respuestas a las siguientes preguntas:
-¿Podemos tener cualquier tipo de mascota en casa?
-¿Podríamos tener cachorros de leones o pequeños tigres?
-¿Podríamos tener arañas en cajitas, serpientes o reptiles? (Recordemos que ahora está de moda)
-¿Por qué?
-¿Está bien que compremos pájaros raros o animales en peligro de extinción como las tortugas acuáticas?
-¿Cuáles son las mascotas que podemos tener en casa?
-¿Las mascotas tienen que estar felices en nuestra casa?


Este cuento llegará a los hogares  con la producción áulica y con otra hoja con el nombre del niño o niña y el siguiente texto:

Querida familia:
                        En el jardín estamos interiorizándonos sobre cómo debemos cuidar las mascotas ¿Podrá algún integrante de la misma sentarse con su hija o hijo y responder las siguientes preguntas:
¿La familia tiene alguna mascota? ¿Cuál?
¿Cómo se llama? ¿Quién  la cuida?
Nos pueden escribir alguna  costumbre curiosa, historia graciosa  de la misma.
Pueden mandarnos una foto o dibujo de ella así las conocemos.
Si en su casa no tiene ninguna mascota cuéntenos porqué, su respuesta puede ser totalmente válida.
Puede contarnos sobre la mascota que tenga algún familiar cercano al niño si lo desea.

                            Muchas gracias docente…..……..

Cuando lleguen las respuestas serán socializadas para que el grupo las conozcan.y las iremos poniendo en la estera

Con las producciones familiares armaremos  libros para que las niñas y niños los disfruten en la sala  y  luego pueden viajar a los hogares.

En plástica podremos cortar siluetas grandes de cartón de diferentes mascotas  domésticas (perro, gato, peces, etc) para trabajar en forma colaborativa  (en grupo) pintándolas dentro o pegándoles papeles con engrudo.